martes, enero 23, 2007

Estas son las...

Mañanitas que cantaba el rey David... Felicitaciones.
Abrazos. Regalos. Pastel. Velitas. Deseos. Otra vez Mañanitas. Feliz cumpleaños, te dicen. Comida. Que lo pases muy bien. Que cumplas muchos más. Mañanitas de nuevo. Cena. Más pastel. Cava. Vino. Per molts anys. Teléfono. Happy birthday! Gracias, gracias, sí.

23 de enero...
¡Hoy es mi cumpleaños!

Algunas tradiciones
La de apagar las velitas al primer soplido, dicen que viene desde el siglo III antes de Cristo, en el tiempo en que adoraban a Artemisa. Le llenaban el templo de pasteles y le encendían velas. Ella las apagaba a través de un viento que descendía por entre una ventana situada en la parte alta del recinto.
Continuaban luego por las calles, desde el templo hasta el mercado, mezclándose el espectáculo, la religión, la fiesta y el sexo… participaban todos. En esos festejos se mezclaban esclav@s, nobles, sacerdot@s, autoridades y devot@s. Y gente como un@... bailando semi desnud@s, vestid@s y coronad@s solo con flores.

Los cumpleaños de las mujeres y l@s niñ@s pasaban inadvertidos. En cambio, el padre de familia se festejaba con gran bombo y un estupendo banquete. Y seguía celebrándose incluso después de muerto… (bu bu bu).

Los romanos festejaban los cumpleaños de sus políticos y hacían fiesta nacional…
Hasta que llegó el cristianismo y acabó con la costumbre: la iglesia católica no encontraba motivo de alegría en haber venido a este “valle de lágrimas”… así que era mejor alegrarse al morir porque se iba a renacer, pero en la vida eterna. (¿?) Consideraban los clérigos el festejo del cumpleaños como un rito pagano enraizado en las culturas egipcia y griega. Hasta que en el siglo IV se establece la fecha del nacimiento de Jesús, dando origen a la Navidad. (Por eso tenemos ¡fiestas y vacaciones!)

Y se comenzaron a registrar los nacimientos en el siglo XII en las parroquias europeas. Así, el pueblo empezó a celebrar los cumpleaños.

Aquí estoy, un año más...

sábado, enero 13, 2007

Errores

Los blogs son fáciles de publicar en Internet y a veces la información no es fiable al cien por cien. Cualquiera puede escribir lo que sea y lo que quiera. No hay una sala de redacción que lo critique, corrija y/o censure.

En ocasiones, de visita en la blogosfera he descubierto errores.
-He sentido cierta vergüenza. (Pena ajena.)
-No me he atrevido a dejar aclaración alguna. (Silencio.)
-Alguna vez y de forma anónima dejé un comentario. (Cobardía.)
-Creí que si decía algo podría avergonzar y/o poner en evidencia las carencias de otr@. (Tontamente.)
-No comenté nada por temor a que se molestaran conmigo… (Miedo.)

¡Mal!, me digo, y pienso que debo actuar como me gustaría que actuaran conmigo.

Como lo hicieron George y Lety al encontrar errores en mi post de "Numerando, contando…"
¿Pudiera haber más? Sí, pudiera haber más en este post y en otros (pasados y futuros)…

Les pido, comunidad de bloggers, distinguid@s visitantes, amig@s virtuales y conocid@s en general, me lo hagan saber… por favor.
Y me estarán dando un regalo valioso.

Reproduzco las citas y aclaraciones a los errores en "Numerando, contando…".

George:
Yo pensaba que la estrella de David era de 6 puntas.

Efectivamente, es de seis puntas.
No entiendo qué me pasó…
Borré la evidencia del blog donde decía que era de cinco puntas y en su lugar puse (…).

Lety:
Leí con deleite tu texto acerca de los números. Me llamó la atención y despertó mi curiosidad que nombraras como hora de la muerte de Jesús las nueve de la mañana. Gracias otra vez por tu invitación.

Me fui a la Biblia de Jerusalén. Edición de 1999. Desclée de Brouwer:
Desde la hora sexta hubo oscuridad sobre toda la tierra hasta la hora nona. Y alrededor de la hora nona clamó Jesús con fuerte voz: «¡Elí. Elí! ¿lemá sabactaní?», esto es: «¡Dios mío, Dios mío! ¿por qué me has abandonado?» Al oírlo alguno de los que estaban allí decía: «A Elías llama éste.» … Pero Jesús, dando de nuevo un fuerte grito, exhaló el espíritu. …
Evangelio según san Mateo 27 45.50

Error(zote):
Haber interpretado que la hora nona en que murió Jesús era las nueve de la mañana… sin reparar en "hora nona".

Hora nona: corresponde a nuestra hora tres de la tarde, en memoria de la muerte en la cruz de Nuestro Señor Jesucristo.
Fuente: http://www.fatheralexander.org/booklets/spanish/%20comprension_servicios_slobodskoi.htm

NO A LAS NUEVE DE LA MAÑANA.
A LAS TRES DE LA TARDE.

Gracias Lety. Gracias George.

Les mando un saludo libre de errores. (Supongo.)
Gracias por venir, son siempre bienvenid@s, me encanta recibirl@s.

lunes, enero 08, 2007

¡FUEGO!

Algo que le encanta al fuego es que cerca de él hagamos el amor. Pero como es muy sensible, tiene que ser amor verdadero, no un simple acto producto de la pasión... ya que se enfurecería tanto que sus llamas crecerían y podría quemarnos.

A una pequeña chispa sigue una gran llama. Dante Alighieri.

Se cree que el hombre conoció el fuego por la erupción de un volcán o la caída de un rayo. Y esto sería unos quinientos mil años a de C... luego, en 1827 se inventaron los fósforos.

¿Sabías que las vestales eran unas sacerdotisas romanas encargadas de cuidar el fuego sagrado? Si alguna se descuidaba y el fuego se extinguía, de castigo la enterraban viva.

Creencias y anécdotas acerca del Fuego:

Aquellos que les gusta blasfemar y maldecir no lo hagan cerca del fuego, puede ser un llamado al diablo... ¡cuidado!

Me contaba mi vecina española que en su casa siempre se festejó y se bendijo el primer fuego de invierno de su chimenea. Y nunca faltó el calor y la armonía en el hogar. Yo la veía feliz, rodeada de hijos, y un marido fogoso.
Me explicaba que en la ceremonia de bienvenida al fuego se arrodillan y rezan. Después ponen sobre los leños ardientes una parrilla y la llenan de alcachofas, de costillas de cordero, de patatas... y comen y beben. Están de fiesta... todo el invierno.

Y la llegada del verano también la inauguran con fuego. “La noche de san Juan” donde todos comparten su pan... en los barrios españoles queman trastos viejos. Hay espectáculos de fuegos artificiales en las plazas y ¡Fiesta!

Me gusta hablarle al fuego, contarle mis dudas, mis penas y alegrías como a cualquier amigo. Y veo cómo al echarle unas gotitas de tequila sus llamas crepitan... me contesta. Me entiendo con él. Y...
Cierro los ojos y miro mi infancia: es invierno, mi padre pone encima de las estufas agua con olor a incienso o a yerbas... a veces unas hojitas de eucalipto, otras veces canela, o incluso una cucharada de Vic Vaporub que nos destapa a toda la familia las vías respiratorias.

El amor es como el fuego, suelen ver antes el humo los que están fuera, que las llamas los que están dentro. Jacinto Benavente.

Vuelvo a cerrar los ojos y me veo en la playa: la luna llena, una fogata, las notas de una guitarra... y tú. Unos bombones y hot dogs. ¡Ah!, qué tiempos aquéllos...

¿Te han leído las flamas? A mí sí (secreto...) La forma de sus llamas, crepitares y chisporroteos son palabras para los adivinos que practican el arte de la piromancia. Me dijeron, entre otras cosas, que tengo buena suerte ya que mi fuego es fuerte y brillante.

Algunos irreverentes han orinado encima de él... no quiero ni pensar en Satanás enfurecido porque alguien mojó sus llamas (están marcando un territorio que le pertenece).
Si estás plácidamente junto a la lumbre y ésta se aviva de pronto seguro vas a recibir una agradable visita.
Si observas el fuego y ves que sus llamas son muy muy muy azules es que andan por allí espíritus rondando... (¡háblales!)
Que nadie se lleve el fuego de tu casa. Dale un leño seco o carbón, acompáñalo a encender su chimenea o su estufa, pero no dejes que se lleve tu lumbre ardiente porque se llevará el calor y la armonía que tienes y tu hogar quedará desamparado.

¿Has soñado con fuego? dicen que seguramente tu entorno es bello.
Y pensando en las pasiones que despierta la belleza, ya apagaré la vela... es tarde y me voy a dormir.

miércoles, enero 03, 2007

Numerando, contando...

Pitágoras decía que en los números encontramos los secretos del Universo.

Hechos, costumbres y creencias populares.

1 El UNO, el principio, el conocimiento. Es el padre de los números. Visto en sueños nos indica comenzar algo. Monoteísta (un solo dios). Monóculo (un solo lente)...

Los perfeccionistas quieren siempre ser el número uno.

2 El DOS es la madre de los demás. Representa la parte femenina y el intelecto. El movimiento y la ciencia. La dualidad, el bien y el mal enfrentándose.
Quien sueña con el dos puede estar pasando por desdoblamientos de personalidad.
Somos dos: tú y yo.

3 Número perfecto: principio, medio y fin. Triángulo. TRES. Trinidad.
Cielo, mar y aire o los dioses romanos: Júpiter, Neptuno y Plutón.
Placer, fertilidad, abundancia, para quien lo sueña. En el sexo, un trío es el sueño de much@s.

4 Dicen que da suerte en Occidente y mala fortuna en Oriente.
El CUATRO simboliza dos parejas, la fuerza del trabajo y la voluntad. Si lo sueñas es probable que tengas un encuentro agradable.
Representa los cuatro elementos: Tierra, Agua, Aire y Fuego.

5 Los CINCO dedos de la mano. El esfuerzo, la lucha, el trabajo.
Número artístico, en el pentagrama escribimos la música. Lo relacionamos con el deporte por el pentatlón y con la guerra por el Pentágono. (...)
Número importante para los magos ya que es utilizado como talismán contra el demonio. Simboliza la lealtad, la fidelidad, la justicia y la mesura.

6 El día SEIS fue creado el hombre, pero incompleto. Necesitaba su mitad. Por eso se dice que es el número de la búsqueda del amor, y del alma gemela. Número divertido, ocioso y juguetón. Y, como ya sabemos, la ociosidad es la madre de todos los vicios y los desocupados. Así fue que para distraerse Satanás tomó el seis como su número y repitiéndolo tres veces, 666, lo volvió diabólico. ¡Huy!

7 El SIETE. Representa la inteligencia, la razón, la buena fortuna, el optimismo, el destino.
Son siete las maravillas del mundo. Siete las notas musicales y siete los colores del arco iris, los pecados capitales, los días de la semana y los chacras que descubrieron los hindúes.

Los gatos, animales sabios, eligieron como número el siete para tener esa cantidad de vidas.
Y, ¿qué tal Blanca Nieves? Inteligente por irse a vivir con siete enanos...
Alguien me dijo en España que cuando en una familia nace un séptimo hijo se le trata de forma especial ya que posee las facultades de curar y adivinar el futuro.

8 Entre mis favoritos está el OCHO, que acostado ve lo inacabable, lo infinito. También simboliza el enredo... Y es el número de patas que tienen los arácnidos. ¡Agh!...
Representante del amor, la justicia y la atracción personal. Sin embargo, soñar con él puede significar falta de confianza en uno mismo. Es un número muy misterioso.

9 Cristo murió a las nueve de la mañana. En la Antigüedad lo tenían como número mágico por excelencia debido a los nueve meses del embarazo.
Y lo han titulado como número creativo por representar a las nueve musas.
Si vives una aventura amorosa
, seguro tu número de suerte es el NUEVE; dicen que ayuda a los amantes si lo sueñan. A propósito, ¿sabes cuál es el Noveno Mandamiento?

10 Es sagrado, pero soñar con él significa soledad y desamparo. Los Diez Mandamientos... Muchos pueblos primitivos contaban utilizando los dedos de las dos manos, con lo que llegaban hasta DIEZ.
Con el número diez jugaron Pelé y Maradona. Representa lo perfecto.
Los estudiantes lo saben y se alegran cuando sacan diez en sus calificaciones.


11 ONCE, símbolo de destrucción y violencia. Es un número maldito. Los apóstoles quedaron reducidos a once después de la traición de Judas.
Por no decir, el 11 de septiembre en USA, el 11 de marzo en Madrid, entre otras fechas marcadas por el día once... y que han sido utilizadas para destruir.

12 Los DOCE meses del año, los doce signos del zodíaco. Las doce horas del reloj. Simboliza la perfección por ser medida del firmamento.
“Doce hombres en pugna” llevada al cine por el director Sydney Lumet, doce personalidades de los miembros de un jurado.
Dicen que el doce representa la amistad y la compañía.

A ver si resuelves este acertijo religioso:
Alguien dijo que cuando te mueres, tu alma llega a la entrada de un puente que está vigilando el diablo. Al llegar allí, el demonio te interroga con doce preguntas a las que has de responder correctamente para entrar en el cielo.
De atrás para delante:
12.- ¿Quiénes son los doce?
11.- Las once.
10.- Los diez.
9.- Los 9.
8.- Los 8.
7.- Los 7.
6.- Los seis.
5.- Las cinco.
4.- Los 4.
3.- Las 3.
2.- Las dos.
1.- La...

0 El CERO es un elemento neutro. Es donde cabe el vacío. Los números que se dividen entre cero dan como resultado cero. Es allí donde nada hay... (a propósito, no he mencionado a ningún político).

Y después de tanto contar, ya me quedé en cero... así que a la de tres, me despido.

Respuestas al acertijo: Apóstoles, once mil vírgenes, mandamientos, cielos, coros angélicos, gozos, cirios ardiendo, llagas, evangelios, avemarías, tablas de la Ley y la Virgen María.